La Bella Y La Bestia (2017) (Review)

Todo lo que oía sobre esta película eran cosas buenas, por encima de lo que esperaba escuchar. Puede que haya sido porque iba con expectativas demasiado altas, o porque me gusta demasiado la original, ya que no es normal cómo he aborrecido cada segundo de metraje de esta... Cosa. Voy a hablar dando por hecho que habéis visto la versión animada de 1991.


La Bella Y La Bestia (2017) (Romance, Musical, Remake) [Fresa]



El problema no es que hayan cambiado muchas cosas (que lo han hecho), es que los cambios no aportan nada o incluso empeoran el producto. El Libro De La Selva (2016) introdujo muchísimas variaciones respecto a la versión animada de 1967, pero lo hizo tan bien, que puede que incluso me guste más la nueva versión que la antigua. Bueno, no sé si tanto, pero el hecho de que tenga dudas sólo demuestra cuánto me gustó.


Por desgracia este no es el caso ni muchísimo menos. Ya desde el primer momento puedes darte cuenta. La introducción a la historia, con una voz en off que nos cuenta cómo se convirtió el príncipe en bestia, es un completo desastre. Lo que en la de animación tomaba un minuto de explicación, aquí es una escena innecesariamente larga y aburrida. Y esto es así durante toda la película.


Las mejores escenas son las que están calcadas del clásico de Disney, que aún así siguen siendo perores que las originales. Se ha perdido por completo el ritmo fluido y ameno que tuvo la primera, para sustituirlo por algo obtuso, que avanza a trompicones. Creo que no han entendido el material que tenían entre las manos, porque una imagen dice más que mil palabras.



Pero lo que me ha pillado con la guardia baja porque creía que era un valor seguro ha sido Emma Watson. Terrible, sobreactuando muchísimo. Se ha cargado la mejor escena de toda la película, la de la transición entre asustada y enamorada.


La "Bella de verdad", tiene un cambio paulatino. Incluso cuando ella empieza a confiar en él como persona, sigue estando tensa ante la torpeza de él como bestia. La Bestia, tan inmensa y "peligrosa", percibe a Bella como algo tan precioso y delicado que no se siente cómodo estando cerca y actúa muy patoso. A medida que se vayan conociendo, comenzarán a actuar de forma más natural y relajada.


En esta versión en carne y hueso no, por supuesto. En un instante está asustadísima y al siguiente ya son todo sonrisas y rubores. No han entendido nada, es como una tortilla de cáscaras de huevo. ¿Y todo el rollo de su madre y de su pasado en París? Absurdo e innecesario. Habla de recuerdos de su infancia y se ve cómo se va de ahí cuando todavía es un bebé ¿Qué recuerdos vas a tener si eras una recién nacida?. Y el hecho de sacar un París oscuro y realista rompe la ilusión de cuento de hadas. Yo ya sabía que eso sucedía en Francia, pero no quiero ninguna referencia al mundo real porque rompe con toda la magia.


Y no me hagáis hablar de la escena en la que hace un amago de escaparse por la ventana por una cuerda hecha con sábanas, con las manos descubiertas, en plena nevada y con decenas de metros de caída... Un poco de decencia, por favor, que supone que Bella es la lista del pueblo.


Por otro lado La Bestia está tan humanizada que pierde todo el sentido la canción de "bella y bestia son". Sus expresiones, sus ademanes, su diseño con forma de humano con cuernos... Pero lo que se lleva la palma es sustituir el rugido salvaje y desgarrador cuando deja marchar a Bella, por una canción de musical de Broadway. Nunca sientes el peso de la maldición en esta persona, porque no saben captar la desgarradora soledad a la que ha sido condenado. Sabes que fue un humano malo y que ahora es un humano peludo bueno. Pero por mucho que insistan, los años transformado en un monstruo no le han pasado factura. Los objetos vivientes son cada vez más inanimados, pero él cada vez es más humano.



Mucho se ha hablado de la nueva versión de LeFou, que ahora es gay y tal. No creo que se contradiga con nada que nos hayan dicho en la anterior, y aunque se lo hubieran inventado por completo, está hecho con mucha gracia, así que a mi me ha convencido. Pero el cambio real está en su forma de ser. Ya no es el adlátere sin cerebro de la versión de 1991, ahora tiene conciencia y personalidad. No me parecía necesario, pero es bien recibido. No está de más dar profundidad a personajes secundarios.


En cambio, Gaston... No esperaba que fuese un villano tan formidable como el original. Por supuesto que la escena en la que levanta con un brazo un banco con tres chicas sentadas, daba por hecho que la iban a omitir. Pero lo que no esperaba era que le hiciesen menos mezquino (porque si os parecen igual de malos es porque no tenéis muy reciente la antigua) y menos respetado en el pueblo. Gaston tenía su propio trono hecho con pieles en la taberna... ¡Pero aquí tiene que justificar sus actos! ¿Gaston dando explicaciones a alguien? ¡Su palabra es la ley! No tiene por qué justificarse ante nadie. Y su final es tan patético como soso, ni siquiera le enfocan a su cara cuando se cae... Deprimente. Pierde todo el impacto.



Lo único que me ha gustado ha sido el bolazo de nieve a Emma Watson, ya estaba tardando, y siendo justos, los objetos vivientes del castillo están bastante bien.


En general he odiado la película. Aburrida, innecesariamente larga, y excepto Lefou, todos los cambios van dirigidos hacia una visión simple y superficial de lo que en realidad es una de las historias más hermosas que jamás haya visto. Un despropósito.


Téngase en cuenta que soy el único de esta opinión. Estadísticamente, lo más probable es que os guste.


CALIFICACIÓN: D-


#Remake #Romance #Musical #Fantasía

RECENT POST